jueves, noviembre 15Noticias Importantes

Jonathan Caicedo: Al ciclismo nacional le falta apoyo de autoridades

El ecuatoriano Jonathan Caicedo, de 25 años, inscribió su nombre en la historia de la Vuelta a Colombia, como uno de los cinco extranjeros que la han ganado en 68 ediciones. Tiene muchos logros, pero lo “más grande e histórico”, asegura el nacido en Tulcán, es la consagración el pasado domingo en el giro cafetero, donde, con un tiempo de 49 horas, 59 minutos y 48 segundos, cubrió 2.070 kilómetros, divididos en 13 etapas. Pide más apoyo de las autoridades nacionales para jóvenes ciclistas que tienen tanto o más talento que él.

¿Cuál fue la clave para ganar la Vuelta?

Fue gracias al sacrificio, a duros entrenamientos y a todo mi equipo, el Team Medellín.

¿Imaginó que le recibirían como héroe en su tierra?

Pasó algo igual en el 2015 cuando regresamos con Richard Carapaz, después de que él ganara la Vuelta a la Juventud de Colombia (Caicedo se ubicó en el puesto 18; ambos eran parte del Strongman Campagnolo).

¿Es su mayor logro?

Sí, venía con un palmarés bueno, pero esto aún no logro asimilarlo. Es lo más grande.

Solo cinco extranjeros han ganado la Vuelta, ¿qué siente ser uno de ellos?

Me faltan palabras para describir lo que siento. Estoy muy feliz, pero fue muy duro porque el nivel es increíble. Todavía no reacciono. Por momentos digo se acabó, gané y ya está, pero la verdad es algo muy emocionante y aún no lo puedo creer.

¿Es el líder del equipo o el capo es Óscar Sevilla?

Un líder es quien sabe manejar a sus compañeros, toma decisiones y aporta. El líder siempre fue Óscar Sevilla (que se ubicó en tercer puesto). Al inicio me dijeron que iban a ganar conmigo y Óscar siempre me respaldó.

¿Un día clave en la prueba?

Todos. Hay que reservar fuerzas para aguantar hasta el final. Es difícil mantenerse.

Llegó a ser líder en la cuarta etapa, ¿cuánto significó esa jornada?

Fue una etapa muy dura (de montaña). Llegué al primer puesto, pero de ahí se vino la responsabilidad de mantener la camiseta amarilla.

¿Hubo un momento crítico?

No, todos los días estuve muy bien. Cuando un ciclista está en un día crítico se pierde un minuto o dos y eso es mucho.

¿El ascenso es su fuerte?

Soy un ciclista todoterreno, sé andar en el plano y en la montaña. Muchos pensaban que mi debilidad era la contrarreloj, pero no.

Su papá también fue ciclista, ¿cuánto le enseñó?

Mi padre (Segundo Caicedo) compitió como novato en la Vuelta al Ecuador en 1995, pero luego ya no. Siempre me guía y me da consejos.

¿Quiénes lo formaron?

Aprendí mucho de Byron Chulde, un técnico que le tienen olvidado. También de Juan Carlos Rosero (+) y Paulo Caicedo, en el equipo de la Prefectura de Carchi.

Se conoce que su futuro deportivo está en Europa.

Está bien encaminado, pero aún no puedo asegurar nada.

¿Junto a Richard Carapaz y Jonathan Narváez irán al Mundial de Ruta en Austria?

Es en septiembre y coincide con una Clásica RCN. Hablaré con Diego Arteaga de la Federación Ecuatoriana de Ciclismo (FEC) y se sabrá.

¿A qué edad decidió el ciclismo como profesión?

A los 20 años hubo la duda entre los estudios o el ciclismo. Decidí por este deporte y no me arrepiento.

¿En algún momento pensó dejar el ciclismo?

Hay momentos muy duros, problemas por falta de equipos, dificultad para salir al exterior. Se sufre mucho para llegar a la cima. En algún momento difícil se dice mejor estuviera estudiando, pero solo como un ‘recórcholis’ de decir qué pasa, luego seguimos en esta pasión.

En noviembre de 2017 fue separado, junto a Carapaz y Narváez, de la delegación de Ecuador que competía en los Juegos Bolivarianos por un acto de indisciplina (el informe decía que se les encontró en estado etílico), ¿lo fortaleció ese hecho?

Fue una sanción rápida. Nosotros fuimos gustosos a representar a Ecuador porque al país se lo lleva en el corazón. Cometimos un error, pero creo que la sanción fue exagerada (no se les dejó competir). Luego seguimos entrenando con fortaleza y nos dijimos vamos a demostrar que somos los mejores, y cuando ganemos a ver qué opinan. Una pena lo que sucedió porque podíamos haber ganado medallas, pero siempre gustoso de volver a representar al Ecuador.

¿Lo actual es una revancha?

No, solo busco metas. Mi pasión es correr, ganar, estar en equipos grandes. Si hay revancha no habría pasión.

¿Hay más ciclistas aquí con condiciones para brillar?

Claro, hay muchos. Entrenan
y muy pronto cosecharán triunfos. Son muy buenos, pero deberían tener apoyo.

¿Qué les falta?

El apoyo de autoridades. Hay corredores muy buenos, pero no tienen carreras en el Ecuador para mostrarse. No tienen opciones a salir y el apoyo siempre ha faltado. (D)

Fui cuarto en el 2017, a poco del campeón (a 2m y 19s). Desde ahí venía pisando fuerte y sabía que este año mínimo iba a estar en el podio; las fuerzas me llevaron al título.
Jonathan Caicedo, ciclista élite del Ecuador 

La sanción de la Federación Ecuatoriana de Ciclismo (por indisciplina en Bolivarianos 2017) prefiero olvidarla. Actuamos mal, asumimos nuestra culpa, nos disculpamos, no guardo rencor a nadie y ahora a seguir adelante.
Jonathan Caicedo, campeón de la Vuelta a Colombia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *