miércoles, junio 26Noticias Importantes

La suciedad en la oficina genera enfermedades

Este mes se celebra el Día Mundial de la Seguridad y la Salud en el Trabajo (28 de abril), oportunidad para reflexionar sobre la importancia de la limpieza en el espacio laboral. Esto debido a que existen varios focos de contaminación en estos espacios, considerando que los trabajadores permanecen más de 8 horas diarias en éstos y se registra un alto tráfico de personas en los mismos ¿Cuáles son estos sitios y cómo mantener una adecuada higiene? Marcelo Salvador, asesor técnico de Jabonería Wilson, comparte información relevante al respecto.

De acuerdo con estudios realizados, cada colaborador se enferma en un promedio dos veces al año debido a las bacterias y gérmenes existentes en el trabajo. Los principales focos de contaminación son los teclados, basureros, teléfonos, escritorios, hornos microondas y las partes traseras de los computadores donde se acumula gran cantidad de polvo. Por esta razón, además de alcohol se debe utilizar desinfectantes para la limpieza de la oficina.

” Las oficinas deben ser aseadas antes o después del ingreso de los colaboradores a las instalaciones. Así, la limpieza será óptima y no afectará al desempeño de los trabajadores en sus actividades cotidianas. Además, es importante que existan espacios adecuados e independientes para cada actividad; por ejemplo, uno para el consumo de alimentos y otro para su limpieza, lejos del baño. Lo ideal es realizarlo, por lo menos una vez al día, dependiendo del espacio de trabajo”, explicó Salvador.

A continuación, los puntos claves a limpiar en el trabajo y cómo hacerlo, de manera que se garantice la salud y bienestar de los trabajadores.

  • Baños: Esta es una de las zonas más sensibles para la generación de bacterias, destacándose la tasa del sanitario, lavamanos y chapas de las puertas. Esto debido, por un lado, a la naturaleza propia de este espacio y a que la mayoría de las personas no se lava las manos al usarlo. Según los especialistas, la cantidad de gérmenes y bacterias en los baños podría reducirse en un 80% si todos los empleados se lavaran las manos al salir del baño. Incluso, es peligroso porque además se contaminan teclados y teléfonos. Para la limpieza de este sitio se recomienda:

 

  • Limpieza diaria con uso de desinfectante y cloro en sanitario y lavamanos.
  • Pasar un paño húmedo con desinfectante en chapa de la puerta.
  • Ventilación diaria.
  • Teléfonos: El teléfono atrae unos 25.000 microbios por metro cuadrado según han indicado algunos estudios. Eso, si tenemos en cuenta que un 25% de los trabajadores que no se lava las manos al salir del lavabo luego usa su teléfono. Es más, muchos de estos empleados utilizan el celular mientras están en el baño. La mejor manera de mantener limpios estos sitios es:

 

  • Lavarse las manos al salir del baño.
  • Desinfectar el teléfono de uso de todo el personal de manera frecuente. Se puede usar un paño húmedo con soluciones especiales como el alcohol antiséptico o con una mezcla de agua y desinfectante suave, destinado para muebles.
  • Teclado del computador: Se cree que los escritorios de cualquier centro de trabajo albergan 400 veces más bacterias que cualquier taza de baño. El teclado del computador es el primer foco de bacterias, ya que es ahí en donde se depositan todos los gérmenes y contaminantes que se arrastran de otros lugares. Hay que recordar que muchas personas comen en su mesa de trabajo, dejando que restos de los alimentos caigan y queden atrapados entre las teclas del aparato, algo que contribuye a aumentar los niveles antihigiénicos. Igualmente se recomienda limpiar con paño húmedo con un desinfectante y usar desinfectante de manos, como MISTY® Antibacterial.
  • Horno microondas: El horno debe ser aseado, por lo menos, una vez al día. Eso se debe a que muchas personas calientan sus alimentos sin tapar los envases y los residuos se pegan en las paredes del artefacto, convirtiéndolo en un foco de bacterias. Para la limpieza, es importante el uso de lavavajillas arranca grasas, como LAVA®.
  • Cambio de fundas en los basureros: Ahora, como política empresarial, se trata de usar menos plástico. Sin embargo, es importante cambiar las fundas cuando existan desperdicios de comida, por ejemplo. En caso de que las oficinas solo tengan residuos de materiales de oficina, los cambios de fundas podrían ser más espaciados.
  • Espacio para lavado de utensilios de comida: Existen empresas que usan los baños para lavar los utensilios de comida. Eso es un error, pues los baños por su naturaleza de uso tienen varias bacterias que podrían afectar, incluso, al estómago de los colaboradores. Las recomendaciones principales de limpieza son:

 

  • Usar un lavavajilla.
  • Lavar con abundante agua.
  • Secar de inmediato y no dejar en ninguna superior, mucho menos si está al interior de un baño.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *